Ibound Marketing

Es un hecho que la manera de hacer marketing hace tiempo que empezó a cambiar, desde que Internet marcó sus nuevas reglas y el Inbound Marketing entró en juego. Las cosas hace tiempo que han cambiado, y hoy en día los consumidores encuentran información, compran e interactúan con las marcas y sus productos o servicios, siendo ellos los que eligen qué, cuándo y cómo.

Queda poco espacio para la publicidad intrusiva y molesta, es la era del Inbound Marketing. Ahora se trata de crear valor y ganarse la lealtad de los clientes, en lugar de machacarles con mensajes publicitarios esperando a que se les queden grabados en sus cabezas.

 

Pero… ¿Qué es el Inbound Marketing?

El Inbound Marketing es una metodología que coordina diversas técnicas de marketing denominadas PULL, es decir, que atraen al usuario hacia tu empresa de manera natural con contenido que le interesa y le aporta valor, publicado en tu blog, sitios web o redes sociales.

Lo contrario sería el Outbound Marketing o marketing tradicional, porque sus técnicas son PUSH, ya que, ofrecen al usuario información sobre un producto o servicio que no ha solicitado, y que puede resultar incluso intrusiva. Es por ejemplo, el anuncio que se emite en mitad de una película en televisión, las múltiples llamadas que te hacen los operadores móviles, siempre en el momento más inoportuno…o el buzoneo masivo de diversos folletos que te toca reciclar.

Resumiendo, el Inbound Marketing dirige sus esfuerzos a que el cliente te encuentre, a atraer leads cualificados, y Outbound a que tú seas quién encuentre a esos clientes lanzando mensajes de una manera masiva.

Si tienes una pyme, además, te interesará saber que las acciones de Inbound marketing cuestan, de media, un 62% menos por lead que las acciones de marketing tradicional, tal y como muestra esta infografía que además te puede ayudar a comprender mejor las diferencias entre Inbound y Outbound marketing:

Inbound Marketing

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En qué consiste el Inbound marketing:

1# Captar la atención de los usuarios hacia tu marca:

A través de diversas herramientas y soportes online, ofreciendo contenido que valore tu cliente, desarrollando e.books, podcast, whitepapers, blogs, vídeoblogs, etc. Con contenido interesante, informativo que ofrezca un valor añadido, crearás un vínculo que enganchará (engagement) a tu cliente con tu marca.

También será muy importante la utilización de técnicas de optimización de los motores de búsqueda, el famoso SEO (Search Engine Optimization), gestionar adecuadamente tu presencia en redes sociales y establecer una adecuada estrategia de contenidos.

Es muy importante la coordinación a la hora de utilizar todas estas técnicas, que pasa por trazar una adecuada estrategia que permita alcanzar el objetivo común de la empresa.

2# Gestionar los contactos para convertirlos en clientes:

Si la fase de captación es importante, quizá más aún es la de gestión de los contactos conseguidos. Cada usuario que entra en contacto con tu marca, lo hace porque tiene algún tipo de interés en ella, algo que debes aprovechar para hacer que pase de seguirte a comprarte.

Para ello, será necesario convertir mediante procesos y determinadas técnicas el tráfico que llega a tu web en contactos que formen parte de una base de datos que puedas utilizar adecuadamente.

Una vez que tengas esa base de datos, será el momento de aplicar dos técnicas fundamentales:

  • Lead scoring : analiza el valor y la calidad de cada lead, para saber qué contactos estarían más cerca de la compra. La empresa define el valor que le da a cada contacto en función de sus características relativas a las posibilidades reales que tiene de convertirse en cliente.
  • Lead nurturing: consiste en poner en marcha una serie de acciones que tienen como objetivo acercar a los clientes potenciales los beneficios de tu producto. Existen diversas soluciones tecnológicas que hacen un seguimiento del comportamiento de cada contacto, como Hubspot o Eloqua. Con esta información, se deberá establecer qué tipo de acciones llevar a cabo con cada contacto, si hace mucho que no visitan tu web, por ejemplo, enviar un correo personalizado, etc.

 3#  Fidelizar a tus clientes y a también a tus seguidores:

El ibound marketing no debe acabar en una primera compra de un cliente. El objetivo debe ser que ese cliente satisfecho repita. Mantener el contacto con él ofreciéndole toda la información a nuestro alcance que le pueda resultar de interés. También es importante prestar atención a esos leads que de momento no pueden llegar a ser clientes, por ejemplo, por falta de poder adquisitivo, pero que pueden ser muy buenos prescriptores de nuestra marca, si los tratamos bien.

Las técnicas de Inbound Marketing marcan el camino a tu cliente para que entre en contacto con tu empresa, pero tu objetivo debe ir más allá, y para que se quede deberás esforzarte en conocerle bien para seguir aportándole valor, y hacer que esa relación se mantenga en el tiempo. ¿Utilizas alguna herramienta de Inbound Marketing para atraer a tus clientes?¿Qué resultados has obtenido? Cuéntanos tu experiencia.

Si necesitas más información sobre este tema o cualquier otro relacionado, no dudes en contactar con nosotros, será un placer conocerte y charla contigo sobre tu caso.